Banner Top
Log in

Desastroso para el tenis mexicano si Carlos Padilla avala a Carlos González en FMT: Ricardo Sánchez

  • Published in Deportes
  • “Lamentable que intervenga en el conflicto solo para beneficiar a uno de sus amigos; en el futuro cualquiera podrá hacer trampa y poner por delante la corrupción”
  • Por Mauro Flores Ledesma

 

Senda Política

“Es lamentable y desastroso para el tenis de México que Carlos Padilla Becerra, presidente del COM (Comité Olímpico Mexicano) intervenga en el conflicto de gobernabilidad en el tenis nacional solo para, de manera dictatorial, concederle el puesto de presidente de la FMT (Federación Mexicana de Tenis) a uno de sus amigos, eso quiere decir que en el futuro todos podrán hacer trampas y poner delante a la corrupción”.

Con el conocimiento, la experiencia y la integridad que lo caracterizan, el prestigiado entrenador mexicano Ricardo Sánchez habló desde Toulouse, Francia, donde radica desde hace más de 30 años: “Nadie comprende por qué Carlos Padilla no supo o no quiso aplicar exclusivamente los ordenamientos que marcó la ITF, cesar las disputas legales, anular las asambleas anteriores, ir a una nueva asamblea de elecciones que fuera supervisada por la COTECC, la CONADE y el COM y que se aceptara el resultado como definitivo, era la solución ideal. Todos los tenistas esperábamos que se hiciera y que quien obtuviera mayoría fuera el nuevo presidente, era una solución sencilla y acabaría con este lío, pero el problema es que los políticos utilizan su poder para eludir las leyes de la democracia”.

CONFLICTO DE INTERESES

Ricardo Sánchez, exjugador ATP nacido en Aguascalientes y uno de los fundadores de GSO Tennis Concept, junto a Alfonso “Chiquirringo” González y Javier “Gato” Ordaz, expuso: “Todo esto es un conflicto de intereses porque es evidente que José Antonio Flores sigue detrás de todo. Su hermano Luis, a través de la ATEM (Asociación de Tenis del Estado de México) es quien ha emprendido todos los juicios y amparos. Además, todos los abogados son Flores”, dijo.

Y agregó: “Que Flores Fernández quiera imponer a Carlos González se llama dictadura y no creo que esa palabra exista en nuestras leyes constitutivas”.

Ricardo Sánchez se mostró indignado porque una asociación estatal puso en serios predicamentos al COM, “tan así que Carlos Padilla parece tener pánico a las denuncias en un juzgado y que dicho amparo haya salido de un juez local y no uno federal, lo único que indica es simplemente corrupción”.

Para el reconocido entrenador, quien apenas hace unas semanas estuvo en Toulouse trabajando con Fernanda Contreras Gómez y Gerardo López Villaseñor, jugadores de la FedCup y la Copa Davis, respectivamente, y quien está bien enterado de lo que sucede en el tenis mexicano, expuso: “No sé cómo un juez local emitió una resolución, cuando ya se lo había negado un juez federal, que es el único que puede conceder un amparo de esta naturaleza porque la federación depende de la Ley del Deporte y ésta es federal”.

MÁS CORRUPCIÓN

Al preguntarle, cuál es la enseñanza que se dejará a los niños y jóvenes tenistas si llega a la FMT un presidente como Carlos González que no se atreve a ir a una Asamblea de elecciones transparente que sea vigilada por organismos nacionales e internacionales, Ricardo Sánchez expuso: “Esto solo lo puedo definir como la corrupción en su máxima expresión. Le enseñaremos a nuestros niños que hacer trampas es una forma de ganar”.

“Si no hay democracia, si no se realizan elecciones limpias y se sanciona a México, será una catástrofe para nuestro tenis. Nunca en la historia de una nación ha sucedido eso, pero quizá dicha sanción va a ser necesaria observando la posición de los dos grupos que buscan el control sin pensar en las consecuencias”.

Y finalizó: “Las dos administraciones más negras en la historia del tenis mexicano se las llevan Gastón Villegas y José Antonio Flores… son los peores presidentes. Villegas por inepto, pues nunca supo cómo organizar a una federación y Flores por oportunista, llegó aprovechándose de su estatuto sin tener verdaderamente un proyecto de desarrollo, además dudo que una planilla sin proyecto preciso podrá asegurar lo que debe ser una institución como una federación”.